Anoche fue increíble. Se caía el teatro… el Gran Teatro de Cáceres tembló durante dos horas que pasaron como dos minutos.
Sidecars regresaban a Extremadura un año después de tenernos a todos “Contra las cuerdas” para regalarnos su precioso “Cuestión de Gravedad”… en una gira que les va a catapultar definitivamente al lugar que merecen.
Lo que empezó siendo la reunión de unos colegas de instituto, tras algo más de una década de mucho esfuerzo y muchos kilómetros, se está convirtiendo en una de las bandas más sólidas del panorama nacional.
Ayer lo tiraron, lo vertieron… De la mano de Carlos Ortiz, de BackstageOn, Sidecars regresaron a Extremadura y pudieron ver que aquí se les quiere.
Grandes músicos, de esos que trabajan día a día. Enhorabuena y gracias. Larga vida Sidecars!!!